¿Oscuro? Switch Mode

CÁSATE CON MI MARIDO – CAPÍTULO 21

Todos los capítulos están en CÁSATE CON MI MARIDO
A+ A-

CAPÍTULO 21: La relación secreta entre Yoo Jihyuk y Yoo Heeyeon

Un sudor frío corría por la espalda de Kim Kyung-wook. En ese momento, se encontraba a la espera de que las palabras que circulaban por su mente que eran las de “reducción de salario o la carta de despido”, se hicieran realidad.
“He rechazado esta propuesta porque es evidente que gran parte fue sacada de internet” ¿Está seguro que la ha revisado bien como para hacer esa afirmación?”
“yo…si lo he hecho…”
“Hace un momento dijiste que sólo le echaste un vistazo”.
Kim Kyung-wook quedó como un idiota frente a todos.
“Te lo preguntaré de nuevo. ¿Ha revisado debidamente la propuesta, Kim Kyung-wook?”.
Después de hacer la pregunta, el jefe dirigió una mirada fría a Kim Kyung-wook. La situación de ahora, era la primera crisis que presenciaba en todos mis años de carrera.
“Lo siento bastante. Creo que cometí un error porque estaba cansado”.
“De todas las explicaciones razonables que puedes dar, ¿dices que fue un error?”
Pronto será la evaluación mensual del personal de esta empresa. Usted al cometer un “error” como este, ¿cree que podrá salvarse fácilmente?
“¡Lo siento, jefe!”
Kim Kyung-wook estaba tan asustado que dejó su dignidad de lado y se inclinó 90 grados ante Yoo Jihyuk, quien era más joven que él.
“No fui meticuloso al revisar la propuesta. ¡Le aseguro que nunca dejaré que esto vuelva a suceder!”
“No es necesario que me haga una promesa vacía. Mañana mismo, presente una carta de disculpa. Sin embargo, no le aseguro que su salario no sea reducido.
Las palabras que más temía Kim Kyung-wook, salieron de la boca de Yoo Jihyuk.
“Jefe, por favor, no le volveré a fallar. Solo redúzcame el salario por un mes…..!”
“Oh, y…”
Yoo Jihyuk, que había pisoteado sin piedad la súplica de Kim Kyung-wook, miró a los demás empleados.
“Para el futuro, cuando se presenten propuestas, omitan darles su propia revisión. Entréguenmelas directamente porque las revisaré yo mismo “.
Fue en ese preciso instante que, la influencia y autoridad de Kim Kyung-wook en la oficina se redujo a la mitad.
“Jefe, este es un nuevo plan”.
Heeyeon, trajo consigo un documento y lo presentó gentilmente. Yoo Jihyuk, tiró el primer plan en cuestión y lo desplegó.
“Reanudemos la reunión. Yang Joo-ran, por favor empieza”.
Kim Kyung-wook se sentó con una expresión llena de vergüenza en su rostro.
Por otro lado, mientras los empleados arreglaban el desorden, las miradas de Joo-ran y Jiwon se encontraron. En eso, Joo-ran discretamente le mandó un guiño a Jiwon, para después proceder a arreglarse suavemente los cabellos que rosaban por su rostro.
Fue solo un breve momento, pero Jiwon vio a Joo-ran arreglándose el cabello a la vez que hacia un círculo con sus dedos pulgar e índice. Lo cual era, una señal de OK.

***

“Maldita sea, ¿es en serio? ¡Cómo pudo pasar esto!”
Kim Kyung-wook murmuró palabras abusivas para sí mismo y siguió fumando un cigarrillo. Minutos después, tiró el cigarrillo restante del largo de su uña en el cenicero y encendió uno nuevo. Para mala suerte suya, la ira que sentía no se calmó.

Si Yoo Jihyuk no aprobaba su carta de disculpa, el estaría en desventaja en la evaluación del personal. Lo que significaba que, en vez de conseguir un ascenso, su salario se mantendría reducido por más de un mes. Entonces, sería incapaz de seguir pagando las cuotas fijas de su coche y su set de palos de golf que le gustaba coleccionar.

Además, ¿Sumin seguiría contando con él después de lo sucedido?

Incluso mostrar una buena apariencia nunca era suficiente. Después de todo, ahora el departamento de marketing, sabía sobre la humillación que recibió por parte de Yoo Jihyuk. El que su reputación haya caído, hizo que sintiera que su boda deseada con Sumin, se aplazara por 10 años.

Mientras Kim Kyung-wook estaba perdido en sus pensamientos, le llegó un mensaje de texto.
[Oppa, ¿estás bien? El jefe fue muy duro contigo. ㅠㅠ]
El corazón del viejo soltero latió con fuerza al leerlo. “¿Qué debería responder?” Después de pensarlo un rato, eligió el concepto de un hombre de ciudad que fuma un cigarrillo mientras sopla el viento en el techo.
[Estoy bien. No es nada que un buen cigarrillo no pueda calmar.]
Envió el mensaje rápidamente, pero no hubo respuesta. Estuvo esperando buen rato, pero terminó dándose por vencido. Fue en eso que, Kim Kyung-wook frotó el cigarrillo sobrante en el cenicero y lo apagó.
“¡Oppa!”
Sumin subió por las escaleras de emergencia y agitó la mano.
“He venido a hacerte compañía. Bebe esto.”
Lo que Sumin le entregó fue el café enlatado azul favorito de Kim Kyung-wook. “Si lo bebes después de fumar, ayudará que el olor del cigarrillo impregnado en ti, se reduzca.”
“No te preocupes demasiado. Es posible que nadie pueda notarlo porque están muy ocupados. ¿Me trajiste esto porque te sientes culpable?”
La boda deseada con Sumin que, minutos antes se había alejado, se acercó de nuevo. Kim Kyung-wook abrió la lata, bebió el café y se secó la comisura de su boca con el dorso de su mano.
“Tú no tienes la culpa. Solo hay unos pocos proyectos de los que estoy a cargo, pero ¿los recuerdas todos?
“Claro que si, Oppa”.
Sumin hizo una expresión seria en su pequeño rostro.
“¿Y si…la gerente Yang hizo todo esto para vengarse de Oppa? Jiwon…no, la gerente Kang, pudo haber sido manipulada por ella para que hiciera el mismo plan a propósito. ¡Solo es una suposición, no digo que sea verdad!”
Sumin enfatizó varias veces que tal vez todo podría haber sido armado por ellas. Por supuesto, Kim Kyung-wook no escuchó ese ‘tal vez’.
“Tiene mucho sentido.”
Los ojos de Kim Kyung-wook, que eran de gruesos párpados dobles, se entrecerraron aún más.
“No hagas una cara tan aterradora. Me estás asustando”.
Sumin se apresuró en cambiar de tema y se rió.
“Tengo que regresar a trabajar. ¡Hasta luego, Oppa!”
Kim Kyung-wook tomó un trago del café restante y encendió un cigarrillo nuevo.
Cuanto más lo pensaba, más especulaba. “¿Hiciste toda esta mierda solo para vengarte de mí?”
“Si tu hiciste que fuera humillado, ¿Por qué yo no puedo hacer lo mismo?”
El diálogo interno de Kim Kyung-wook se mezcló con el humo del cigarrillo y se fue volando.

 

 

***

Era un viernes por la tarde; la oficina se encontraba muy tranquila hasta que, el reloj marcó la hora, indicando que ya era tiempo de salir del trabajo y dirigirse a casa.
Jiwon fue al baño y abrió su bolso. Prefería arreglar su maquillaje en el baño porque el hacerlo en la oficina sería muy vergonzoso para ella.
“No traje lápiz labial……”
Necesito salir y comprar uno. Detrás de Jiwon, quien ya había cerrado su bolso, el compartimiento del baño se abrió mostrando así a la persona que salía de él. Era Heeyeon.
“¿Necesitas lápiz labial, Eun-in? ¿Puedo prestarte el mío?”
“Si. ¿Puedes prestármelo?”
“Por supuesto.”
Heeyeon buscó entre las cosas de su bolso y sacó su lápiz labial. Era un lápiz labial de lujo de la Compañía C. Hasta una persona que no sabe mucho sobre maquillaje, podría reconocerlo.
“¿Dónde he visto este labial?”

No fue fácil para Jiwon el tratar de recordar en donde había visto ese labial. Por eso mismo, se rindió y procedió a aplicarse un poco del labial de Heeyeon.

“Gracias. El tono de tu labial es muy bonito.
“Lo sé. Le queda bien a Eun-in”.
Heeyeon sonrió amablemente y se aplicó un poco de lápiz labial.

“Mientras la miraba, de repente lo recordé. En el coche de Yoo Ji-hyuk, vi un lápiz labial de esa marca que estaba en la manija del asiento del pasajero.”
“Heeyeon, préstame tu labial una vez más”.

No hay forma de saber si el color es el correcto, pero el diseño de la caja era el mismo.

“¿Es una coincidencia?”

Minutos después, Jiwon le devolvió el lápiz labial a Heeyeon.

“Gracias, no pude evitar pedirlo prestado de nuevo porque es muy hermoso. Vamos, nos quedan tres minutos después del trabajo”.
“¡Si, vamos! ¡Por fin es fin de semana!”.
Heeyeon estiró los brazos hacia arriba y cantó hurra. Fue un hurra que hizo que incluso los espectadores más lejanos se percataran.
“Jiwon, ¿a dónde vas?”
Después de arreglarse el maquillaje, regresó a la oficina y vio a Jiwon sentarse e inclinar su cabeza en dirección a Sumin.
“Tengo una cita.”
“¿Cita? ¿con quién?”
“Jiye y las chicas. ¿Quieres ir también?
Cuando hice la pregunta, Sumin hizo una pausa y luego negó con la cabeza.
“El día de hoy fue demasiado agotador. Me siento cansada.”
“Quiero ir a descansar a casa. Ve tú.”
“Es el día en que se supone que debo encontrarme con Jiye y las chicas. He prestado más atención a mi ropa y puse más esfuerzo en mi maquillaje. ¿Qué es lo que me dirán? ¿cómo debería responder? Debido a que no me dieron muchos detalles, estoy innecesariamente nerviosa y un poco asustada.”
“Todo va a salir bien, no debo de preocuparme demasiado.”
“¿Hoy vas a reunirte con tus amigas de la escuela secundaria?”
Minhwan se acercó a Jiwon y tomó su bolso.
“Es viernes, el metro estará abarrotado. Te llevaré.”
La idea de ir a solas con Minhwan en su coche, hizo que se le revolviera el estómago.

Mientras Jiwon miraba el monitor sin decir una palabra, Minhwan se puso nervioso esperando su respuesta.
“Pasaré por la estación de Gangnam. Está cerca del gimnasio, no tengo problema en llevarte.
Era como si tuviera una gran necesidad de estar a solas con ella.
Después de pensarlo con detenimiento, Jiwon tomó una decisión.
“Gracias, Minhwan. Lo pensaré.”
El rostro de Minhwan se iluminó ante la sonrisa forzada de Jiwon.
“Está bien. Entonces, si dejas que te lleve, es mejor que salgamos por la puerta principal. Mi coche se encuentra en el estacionamiento.”

Jiwon apartó los ojos de Minhwan, quien optó por regresar a su sitio tarareando una canción alegremente.

“Siempre me trataste como un perro al que podías elogiar y premiar cuando te obedeciera. Ahora que tengo una segunda oportunidad, vas a ser tú el que va terminar siendo domado como un perro.”

Guardé todos los documentos que realicé el día de hoy y apagué la computadora.
A las 17:59, Yoo Jihyuk se puso de pie.
“Ya pueden retirarse, el trabajo ha concluido por hoy.”
“¡Gracias!”
“Nos vemos el lunes.”
Jiwon salió mezclándose con los otros empleados. Minhwan la siguió de cerca por detrás y presionó el botón del elevador.
“¿A qué hora vas a ir a tu reunión?”
“Bien…. ¿Quizás a las nueve?
“¿Paso a buscarte?”
“No es necesario, ¿Por qué no vas a descansar?”
Durante la conversación, Heeyeon interrumpió.
“Srta. Kang, ¿va a ir a Gangnam?”
“Sí. Tengo una cita. Minhwan se ofreció a llevarme”.
“También voy a la estación de Gangnam. ¡Qué casualidad! Debe ser el destino, ¿No cree?
Jiwon estaba agradecida de que Heeyeon hubiera aparecido. Para ella era mejor subirse al auto de Yoo Jihyuk y pedirle que la lleve que subirse al auto con Minhwan.
“¿En serio? Entonces vamos juntas. Minhwan, ¿te parece si vamos Heeyeon?
“Eh…Si, está bien.”
Minhwan tenía una expresión completamente desconocida en su rostro. Jiwon fingió no darse cuenta y se acercó a Heeyeon.
“Estupendo. Es mejor ir juntas porque el metro ya debe de estar lleno”.
“¡Vamos! ¡Me alegra poder ir con la srta.Kang!”
“¿El gerente Park te iba a llevar en su auto?”
“Si jeje”.
Jiwon y Heeyeon salieron del lobby charlando amistosamente. Era la hora pico, por lo que el camino era como un campo de batalla.
“Ahora que lo pienso, no vi salir a Sumin unnie. Ni siquiera estaba en el vestíbulo del ascensor antes”.
“Así es. Está cansada, seguramente saldrá cuando todos se vayan para evitar charlar con alguien”.
En eso, Heeyeon tiró suavemente de la manga de Jiwon, y habló con frialdad.
“¿Eu-nim, puedo hacerte una pregunta un poco personal?”
“¿Qué clase de pregunta?”
“¿Peleaste con Sumin unnie?”
“No, en absoluto.”
Pelear también es algo que haces cuando tienes sentimientos. Jiwon ni siquiera quería pelear con Sumin.
“Entonces, ¿Por qué no quisiste ir a solas con el gerente Park?”
“¿Por qué están distanciados? Más bien, ¿por qué lo estás evitando?
“En estos días, se ve que hay tensión entre ambos. Si tuvieron una pelea, quiero que sepa que yo estoy del lado de la srta. Kang”.
“No pensé que podrías darte cuenta de eso.” Jiwon respondió riéndose. Heeyeon tampoco hizo más “preguntas personales”.
“Oh, el jefe Yoo ya ha salido del trabajo”.
Heeyeon señaló hacia el estacionamiento. Jiwon giró su cabeza en la dirección señalada y reconoció el sedán negro perteneciente a Yoo Jihyuk.
“Parece que Minhwan también pasará con su coche en cualquier momento”.
Varias dudas y pensamientos se formaron en la cabeza de Jiwon ante el comentario de Heeyeon.
¿Cómo reconoció Heeyeon el coche del jefe Yoo de un vistazo?

Es un buen auto para la edad de Yoo Jihyuk, pero tampoco era inusual. Si hay una característica, se puede decir que el tinte es excepcionalmente grueso. Jiwon, que había estado trabajando durante mucho más tiempo que Heeyeon, pudo aprender a distinguir su coche después de haberlo visto en diferentes ocasiones.
El sedán negro redujo lentamente la velocidad. A través de la ventana del pasajero entreabierta, Yoo Jihyuk levantó levemente la cabeza. Junto a Jiwon, quien la saludó inesperadamente, Heeyeon lo saludó alegremente.
“¡Hizo un buen trabajo, jefe! ¡Adiós!”
Después de otro tic y otro movimiento de cabeza, la ventanilla del pasajero subió. A primera vista, la expresión de su rostro todavía era rígida.

Esa no es la forma en que miras a alguien que te gusta. La certeza de que Baek Eunho debe haber entendido mal se endureció como una piedra.

Poco después, llegó el auto de Minhwan. Jiwon miró a Heeyeon levemente mientras se abrochaba el cinturón de seguridad.
“¿Vas a encontrarte con unas amigas?”
“Algo así…. Es un poco incómodo llamarlas de esa forma, solo voy a encontrarme con conocidas”.
“A primera vista, Yoo Jihyuk y Heeyeon no parecen tener una relación amorosa. Sin embargo, las dudas se hacen presentes porque después de todo, no sé cuál es el tipo de chicas que le gusta a Yoo Jihyuk. Probablemente, le gustan las que son lindas y amigables como Heeyeon”
“No voy a preguntar más. ¿Puede dejarme en la estación de Gangnam?
“¡Si fuera posible en la puerta 10!”
“Yo también voy para allá. Déjanos en la misma parada, Minhwan.
Minhwan sonrió suavemente.
“Pareciera como si ustedes dos fueran a ir juntas a esa reunión.”
“La dirección es la misma, ¿eh?”
“¿Qué planes tienen para su fin de semana? ¿tendrán una cita?”
“¿Una cita con Park Minhwan?” Jiwon estaba harta de la situación que ni siquiera podía imaginar salir con Minhwan.
“Si, puede que así sea”.
“Jiwon ha estado un poco indiferente conmigo. ¿No lo crees, Heeyeon?”.
Minhwan le pidió simpatía a Heeyeon con su comentario.
“¿No es malo estar atada solo con tu novio? Las amistades son a menudo necesarias incluso cuando están distanciados unos de otros. Como pareja, a veces tenemos que actuar como si estuviéramos lejos, aunque no lo estemos realmente”.
“Eres joven e inteligente. “Jiwon asintió felizmente.
“Ya casi llegamos. Déjanos aquí, Minhwan.
Jiwon y Heeyeon salieron del auto y se despidieron.

“Es muy temprano para ir al lugar de la reunión. ¿Debería esperar tomando un café sola? Mejor me quedo un rato más por aquí.” Jiwon reflexionó y comenzó a caminar por la estación de Gangnam sin destino.

Un viernes por la noche, la estación de Gangnam estaba llena de gente tal y como había predicho. Aun así, para ella, el solo hecho de observarlas pasar era divertido.
“Ahora, que no estoy con Jung Sumin, Park Minhwan, Baek Eunho o Yoo Jihyuk, he podido alejarme de los pensamientos dolorosos por un tiempo.”

Jiwon se detuvo en una tienda de cosméticos para elegir un lápiz labial y fue a la librería de al lado a comprar dos libretas. “Debería darle una a Heeyeon.”
“¿Dónde quedaba el café…?”
“En estos momentos, sería perfecto poder tomar un café frio”

Jiwon, que miraba alrededor frente a las escaleras de la librería, vio a una persona familiar al otro lado de la calle y entrecerró los ojos.
“Jefe……?”
Se paró frente al café con las manos en los bolsillos. Parecía estar esperando a alguien.

Pronto, una joven salió del café y comenzó a caminar cariñosamente con Yoo Jihyuk. Había una larga distancia, pero Jiwon reconoció quién era la mujer de inmediato.

Era Yoo Heeyeon.

 

Etiquetas: leer novela CÁSATE CON MI MARIDO – CAPÍTULO 21, novela CÁSATE CON MI MARIDO – CAPÍTULO 21, leer CÁSATE CON MI MARIDO – CAPÍTULO 21 en línea, CÁSATE CON MI MARIDO – CAPÍTULO 21 capítulo, CÁSATE CON MI MARIDO – CAPÍTULO 21 alta calidad, CÁSATE CON MI MARIDO – CAPÍTULO 21 novela ligera, ,

Comentarios

error: Content is protected !!